Como sabemos cada cuerpo o metabolismo  es un mundo, no todas las personas cicatrizan igual, ni tardan el mismo tiempo en cicatrizar una herida. Sin embargo, tenemos algo que te puede ayudar.

Si tuviste una lesión interna, acabas de ser intervenido quirúrgicamente o quieres sanar más rápido una herida externa, existe un determinado grupo de alimentos que estimulan notablemente el proceso de cicatrización.

Alimentos ricos en vitamina “A”: La vitamina A es un elemento que nos ayuda a regenerar la piel, esto nos ayudará a cicatrizar heridas y todo tipo de lesiones tanto externas como internas.

Entre los alimentos ricos en vitamina A destacan: Carne, leche, hígado, zanahoria, pimienta roja, calabazas, verduras de hojas verdes, melón.

Alimentos con vitamina “K”: La vitamina K cumple una función básica a la hora de coagular la sangre, lo que evita hemorragias, desinflama hinchazones y hematomas y acelera el proceso de cicatrización.

Los alimentos con vitamina K son: Berro, espinaca, remolacha, acelga, lechuga, brócoli, huevos, pescados y carne de res.

Alimentos ricos en vitamina “C”: La vitamina C es un infaltable a la hora de cicatrizar ya que tiene los componentes necesarios para el crecimiento y reparación de los tejidos de todo el cuerpo, tanto interno como externos.

Agrega a tu dieta: kiwi, mangos, naranjas, fresas, tomates, toronjas, brócoli, berro, cilantro, pimiento verde y limón.

Como siempre, la naturaleza nos ayuda en nuestra salud, así que si deseas acelerar el proceso de cicatrización, no dudes en incluir estos alimentos en tu dieta.